#Mujer Eres

“Soy mujer.

Y un entrañable calor

me abriga cuando el mundo me golpea.

Es el calor de las otras mujeres,

de aquellas que hicieron de la vida

este rincón sensible, luchador,

de piel suave y tierno corazón guerrero.”

 

Mujer Eres 2018

Memoria 2017

Así fue la I edición de Mujer Eres

Patrocinio #MujerEres

  El patrocinio por ponente tiene las siguientes ventajas: Video brandeado de la ponencia, y que después se difundirá en nuestras redes sociales. Patrocinador de honor que además, tendrá un reportaje en nuestra web para conocerle mejor y su opinión de por …

Contacto

¿Quieres que hablemos?

Entradas

La entrada a este evento es gratuita. Pero es indispensable sacar entrada para asistir al evento.      

Contacto

¿Quieres que hablemos?

Patrocinios

 

Patrocinar la II edición de Mujer Eres te permitirá acortar el camino para conseguir un mundo más equitativo e igualitario.

 

 

 

¿QUIERES PATROCINAR ESTE EVENTO?

ELLAS

“Maduramos con DAÑOS no con los años.”

Tiene 34 años y Las Alas de Samotracia es el resultado del cambio más grande de su vida. Ha escrito desde los 17 años porque siempre la ha ayudado a tener otra perspectiva de lo que le iba ocurriendo, bueno y malo y a los 30 eso mismo fue lo que la salvó.

Su vida, o la vida que ella había planeado se desmoronó de la noche a la mañana, literalmente, y se quedó con un hijo de 3 meses y con una mochila llena de culpabilidades, de por qués, de tristeza, de inseguridades, y en una casa vacía que le gritaba constantemente.

 

Y claro, se volcó en la escritura porque veía que no lo superaba. Luego sintió que todo el mundo seguía adelante con su vida y que no era un caso raro y terminó pensando que tenían que haber más casos como el suyo. Las mujeres que estuvieran pasando por lo mismo que ella.

Así que un día, decidió compartir sus reflexiones en Facebook y gritarle un poco al mundo como se sentía, y al poco tiempo se dió cuenta de que no sólo no estaba sola, sino que eran muchas las que han pasado y han superado rupturas muy dolorosas, y cambios a los que han tenido que ir adaptándose para sobrevivir.

Y además, que siguen existiendo día a día esos mismos casos y que el dolor no es menos porque ya lo conozcas y que unas tienen que ayudar a otras a recordar que no están solas y que se supera.

Que con tiempo y apoyo se puede volver a comenzar las veces que se necesite, que nunca es tarde y que todo lo bueno, realmente está por llegar.

 

Y ahora la finalidad principal de Las Alas de Samotracia es ayudar a todas esas mujeres, que son muchas, a darse cuenta que no están solas, que hay otra realidad y que pueden abarcarla y hacerla suya, Llegar a ser felices viviendo la vida que ahora tienen delante y que es por la que hay que luchar.

Dejando atrás lo que no ha salido bien, luchando cada día por vivir la vida que ellas desean vivir y no la que nos viene impuesta por una sociedad que te mira raro cuando tienes 34 años y tienes unos planes de futuro distintos a los resto de mundo.

Y disfruta también de sus palabras

¿Quieres saber más de Alicia o de nuestro evento Mujer Eres?

 

Alicia Antón

“Ten claro que a la cima no llegarás superando a los demás, sino superándote a ti mismo.”

Teresa Mas tiene 56 años y ha sido una amante de la costura, de la creatividad y las manualidades. Aunque mi trabajo, el que me sustentaba era el de ser parte de la administración de un despacho de Ingeniería pero siempre con esa pasión a la costura.

Fotografía de @lasseda

A raíz de ser diagnosticada en Abril de 2013 de cáncer de mama y pasar por una mastectomía contactó con varios grupos de  mujeres con el mismo problema, con las que hoy continúa el contacto,  y con las que ha creado una gran amistad. Fruto de esa relación de amistad, de hablar y compartir inquietudes se hablaba del verano.

De lo restringido que era el vestuario para nosotras y ese cambio radical que se nos obligaba a dar con nuestra forma de vestir.

Es cierto, que ella adaptaba la ropa a su forma de vestir pero era consciente de que no todas las mujeres tenían esa habilidad para adecuar su ropa o ni si quiera saben cómo hacerlo.

Esa fue el germen de Lasseda: El deseo de crear una línea de baño juvenil para poder ayudar a otras mujeres en su misma situación y puedan mostrarse bellas sin perder su propio estilo.

Después de recuperarse de todo el proceso, consiguió ilusionarse y dar sentido a todo eso materializándolo en una línea de baño y poder hacer feliz a muchas mujeres.

Y disfruta también de sus palabras

¿Quieres saber más de Teresa o de nuestro evento Mujer Eres?

 

Teresa Mas

Geli Brotons nace en 1956 en el seno de una familia de agricultores. Su familia siempre ha marcado parte de su personalidad, la perseverancia de sus padres frente a la escasez de la vida de aquellos años fue uno de sus ejemplos.

Su padre aprovechó los pocos recursos que tenía para aprender (apenas tres meses de docencia con un profesor que acudió a su casa para enseñarle las reglas básicas), su madre, pese que pude acceder a estudios más profesionales la obligaron a profesionalizarse en tareas más femeninas y no a sus estudios de empresariales, como bien había cursado.

Geli vivió la coexistencia de las fábricas en los mismos hogares, y su juegos entre pieles y suelas se convirtió en lo que es hoy su profesión. Con apenas 16 años ya tenía muy claro cual era su vocación.

Asumió perfectamente su lugar en la fábrica, al lado de su padre. Lo acompañó en exportaciones y se codeó en un trabajo de hombres y comenzó su andadura, primero fue arropada por su padre en esos viajes de trabajo, luego por su marido y posteriormente lo hizo ella sola.

Trabas, momentos difíciles, de incomprensión en un mundo gobernado por hombres y buscando su lugar. No fue fácil convivir en ese ambiente, en el que ya no solo eran los hombres quienes ponían las dificultades, también las mujeres.

Ahora es Geli Brotons, una diseñadora innata, por arte y vocación como ella misma dice. Creadora de la firma “Rovers” una marca a nivel internacional.

Sin embargo, ni su éxito profesional ni su divorcio merman el deseo de Geli de ser madre y decide adoptar a dos niños, sus hijos Manuel Felipey Matias Gabriel, los primeros hijos, sobrinos y nietos. Pero la realidad se impone cuando descubren que ambos son discapacitados.

La desolación y la angustia se imponen, el miedo al futuro y al qué será de sus hijos hace que Geli Brotons y su hermana Isabel, que corre la misma suerte, deciden buscar la solución a tal angustia y tras años de incertidumbre y buscar un lugar adecuado fundan la Fundación Defora.

La Fundación Defora es un espacio donde las personas con discapacidad psíquica aprenden una profesión como es la del calzado. Aunque es algo más que eso, es un espacio de convivencia en el que se intetna fomentar al máximo la autonomía de estas personas para que puedan vivir de una forma independiente a través de pisos tutelados.

 

Geli Brotons

¿Qué pasa cuándo no eres igual al mundo en el que vives o no te comportas según las normas establecidas? Pasar no pasa nada pero es difícil convivir en un mundo en el que tiene unos estándares determinados y dependiendo de quien seas es más fácil o más difícil poder desarrollar tu aficiones o personalidad.

De niña me gustaba jugar al fútbol, muchos compañeros de la infancia coinciden en que era buena, sin embargo me tenía que conformar con ser la masajista del equipo, porque no estaba bien que una niña le diera patadas al balón.

La pasión y la afinidad con un familiar hizo que descubriera una profesión marcada por el término hombre. Si, es electricista, mujer electricista. Aún se sorprende cuando oye a los clientes de su empresa ponerle el término “él” para cubrir un aviso.

Natalia Robledillo, conocida por Taly hizo que su pasión y su coraje se impusiera a todo. Decidió saltarse las normas sociales para imponer sus normas vitales y hoy día, ha forjado una personalidad sobre ella misma y su sentir. Orgullosa de romper estereotipos sociales en su profesión y demostrando su valía. Asi es nuestra ponente de la II edición de Mujer Eres.

 

 

Natalia Robledillo